[Opinión] Qué es LXP y cómo vamos a cambiar la forma de aprender con ella

¿Cuántas series y películas ya vio por la indicación de un amigo? ¿Cuántos reportajes ya envío a una persona? ¿Cuántos cursos ya recomendó a los compañeros de trabajo por creer que son útiles? Este es el mundo que vivimos en la internet, un mundo colaborativo.

Asimilamos y compartimos contenidos de todos los formatos (videos, podcasts, memes) y lugares (redes sociales, aplicaciones, portales de noticias…) en diferentes aparatos (teléfono móvil, computadora, smartwatch). Somos motivados todo el tiempo por las recomendaciones de amigos, compañeros de trabajo o parientes.

La LXP, abreviatura de Learning Experience Plataform, trae la misma propuesta de interacción, colaboración y personalización para el e-learning. Es importante decir que a nueva plataforma de aprendizaje digital no excluí el Learning Management System (LMS), un sistema consolidado en el mundo todo como un espacio de educación en línea que permite organizar y gestionar portafolios de estudio en un mismo lugar. Podemos decir que la LXP añade nuevas funcionalidades al popular LMS, aprovechando las experiencias de cada individuo, estimulando la creación de una especie de curaduría, en que cada integrante de la plataforma puede recomendar y recibir recomendaciones de contenidos de estudio.

Pero, ¿qué son estas experiencias y por qué son tan importantes para el proceso de educación corporativa? En mi opinión, son tres las palabras clave en la propuesta de la LXP: autonomía, personalización y compromiso. En este modelo, el colaborador no queda más restricto al portafolio de contenidos de capacitación de la empresa tampoco necesita esperar por el gestor del sistema para buscar lo que le interesa. Él puede tener más control y autonomía para buscar el conocimiento fuera del LMS y compartir sus experiencias de aprendizaje con los compañeros. Esta dinámica trae motivación para aprender de acuerdo con sus expectativas y necesidades, aumentando la personalización y el compromiso.

Una ventaja de la LXP es poder elegir, por ejemplo, el formato más interesante para que pueda aprender. A algunos colaboradores le gustan los videos, los contenidos más cortos y los webinars, pero hay los que les gusta aprender mejor con textos. En este contexto la LXP es una invitación al colaborador adaptarse a su forma de aprender, disfrutando el mundo de conocimiento compartido en la internet. En vez de una postura pasiva, pasa a ser también un curador de contenido. Este protagonismo del colaborador y su libertad de poder dibujar su propia carrera en sintonía con la estrategia de la empresa favorecen el estímulo al aprendizaje y la actualización continua.

Se trata de una condición fundamental para las empresas aumentar la competitividad en el mercado. Por esto, grandes organizaciones ya adhirieron a la LXP. De acuerdo con el estadounidense Josh Bersin, experto en tecnologías de RH, el mercado de esta nueva plataforma está arriba de los US$ 300 millones y crece más del 50% al año. Para él, la LXP está empezando a sustituir el mercado de US$ 4 mil millones del LMS, es decir, con ella, el mundo del e-learning pasa a ser más dinámico, colaborativo y, sobre todo, más eficaz. 

Reciba contenidos

Suscríbase y reciba contenidos exclusivos hechos por DOT.